Logotipo HC Fertility
Abrir menú Cerrar menú
Ilustración HC Fertility

Pedir cita

Botón Newsletter

Suscríbase a nuestro newsletter


    Soy mayor de 18 y he leído y acepto la Política de Privacidad.*

    Barra separadora

    En la actualidad un gran número de personas decide preservar su fertilidad para así poder posponer su maternidad/paternidad. Los motivos pueden ser variados, pero todos tienen en común ese deseo de seguir manteniendo la posibilidad de tener descendencia en un futuro y con sus propias células.

    ¿Y por qué hacerlo?

    Algunas de las razones por las que una persona de sexo femenino decide preservar su fertilidad pueden ser:porque desea posponer la maternidad, otras por la posibilidad de una menopausia precoz y otras de gran importancia, porque pretenden evitar el efecto de los tratamientos utilizados para combatir el cáncer. Estos tipos de tratamientos (cirugías, quimioterapias, radioterapias…) pueden tener un efecto directo o indirectosobre su fertilidad.

    En el momento que se les diagnostica el cáncer, es recomendable que consulten con un médico especializado en reproducción y que este actúe de forma coordinada con el oncólogo para la realización de al menos un ciclo de congelación de ovocitos.

    Si el tratamiento oncológico llega a afectar a la calidad y cantidad de óvulos, las pacientes tendrán la posibilidad de utilizar los ovocitos que congelaron antes de este proceso.

    Hay que decir que en muchos pacientes se produce una recuperación de la fertilidad o las células reproductoras no se vieron muy afectadas si el tratamiento no fue muy citotóxico, y consiguen tener hijos sin necesidad de utilizar los óvulos congelados, pero siempre habrán tenido la tranquilidad de saber que tenían esa opción.

    Además, la preservación también es muy recomendada en casos en los que hay un tratamiento hormonal de sustitución o un cambio de sexo, es algo a tener muy en cuenta antes de realizar estos tratamientos. Porque siempre deberíamos tener la posibilidad de reproducirnos con nuestras propias células sanas si es lo que deseamos, sea cual sea nuestro género, sexo o condición sexual.

    ¿Y en qué consiste un ciclo de vitrificación de ovocitos?

    La preservación de la fertilidad se realiza a través de la estimulación de los folículos ováricos, la extracción y la vitrificados (congelación ultrarápida y sin formación de cristales) de los óvulos maduros. Estos serán mantenidos en tanques con nitrógeno líquido a -296ºC y podrán mantenerse hasta que la paciente decida un cambio de destino (donarlos, desecharlos porque no los necesite o utilizarlos en un ciclo de fecundación in vitro).

    Retrato Mercedes MolinaBarra Marco TopBarra Marco RightBarra Marco BottomBarra Marco Left

    Mercedes Molina

    Embrióloga HC Fertility

    ¿Y cómo se consigue el embarazo con esos óvulos?

    Las pacientes que no puedan concebir de forma natural, quizás sí que puedan con una pequeña ayuda. La fecundación in vitro hace posible que muchos pacientes lo consigan y va en aumento el número de pacientes que congelaron sus óvulos y ahora desean realizarse ciclos de reproducción asistida con ellos.

    En primer lugar, habría que realizar un estudio del estado de la paciente (su posible fertilidad), para valorar cuando sería el momento más recomendable para el tratamiento. Si todo es favorable, se decidiría qué número de óvulos se van a desvitrificar (descongelación rápida) y se prepararía el endometrio de la paciente (parte del útero en el que tiene lugar la implantación y embarazo). Una vez que la paciente esté preparada, se realizaría la descongelación y microinyección intracitoplasmática (ICSI) de los óvulos. Tras la fecundación, se elegiría el mejor o mejores embriones para transferir al útero de la paciente.

    Después de unos días de Beta espera, la paciente podría comprobar si ha conseguido quedar embarazada. Además, si quedan más embriones, se podrán vitrificar y utilizar cuando se desee.

    ¿Y qué tasas de éxito hay con estos tratamientos?

    Según los registros de la SEF (Sociedad Española de Fertilidad) del 2019, en España el porcentaje de gestación por transferencia embrionaria fue del 37.5% con óvulos congelados y de un 39.55% en óvulos frescos en pacientes menores de 40 años.

    Además, en los datos recogidos por la SEF se puede ver que de 245.916 ovocitos recogidos en fresco nacieron 5502 bebés, es decir, un 22.37% y que este mismo año se descongelaron 895 óvulos de los que se obtuvieron 175 nacidos vivos, un 19.6%.

     Si comparamos los datos podemos comprobar que la probabilidad de embarazo con óvulos congelados tras la transferencia de embriones es algo menor, pero muy similar al de la utilización de óvulos en fresco.

    Objetivo cumplido

    Quizás en el momento en el que vitrificas tus óvulos no tienes claro si los utilizarás en el futuro e incluso si quieres ser MADRE, pero lo haces para tener esa posibilidad y saber que tu decisión de ahora te brindará una oportunidad en el futuro. Cuando llegue ese momento, puede que los utilices y obtengas la mejor de las recompensas.

    La preservación de la fertilidad en edades tempranas ofrece la posibilidad de intentar ser MADRE cuando lo desees, sin importar la edad.

    Conseguir ese objetivo tan bonito y deseado con algo valioso que guardaste de joven.

    Icono Flecha Volver

    Volver al blog

    Otras noticias

    Barra separadora

    Usted ya seleccionó sus preferencias sobre cookies en sesiones anteriores. ¿quiere modificarlas?